Fundaciones solidarias hacen entrega de importante mobiliario para la comunidad de UPC Neonatal

Fundación Dulzura para el Alma encabeza la donación

<< Ver todas las noticias

El encuentro IELADIM solidario, a través de la Fundación Dulzura Para el Alma, donó a la Unidad Neonatal del Hospital, importante mobiliario que permite avanzar en la calidad y la dignidad de la experiencia hospitalaria.

Se trata de carros de procedimientos y de veladores, para cada uno de los lactantes de la Unidad de Paciente Crítico Neonatal, tanto en sector UCI como UTI.

Los 6 carritos para UCI nos permitirán guardar diversos insumos como sondas, guantes, y artículos necesarios para atender a los niños y realizar procedimientos de manera rápida, facilitando nuestro trabajo diario. Antes existía un soporte casero, que además debíamos compartir entre pacientes, lo que no es lo idea. En la UTI, por otro lado, el aporte se traduce en veladores para los pacientes donde se pueden guardar las cosas que cada niño y niña necesita. La generosidad de este grupo es fundamental y ha sido desde siempre”, mencionó en la celebración de entrega de la donación, la enfermera jefe de la unidad Claudia Macari.

La donación realizada por la Fundación, es a su vez un aporte de la cuarta versión de IELADIM solidario, jugamos con el corazón, encuentro de la rama de básquetbol del Estadio Israelita MACCABI, en el que participaron cerca de 1200 niños. Cada equipo que se inscribió en esta jornada, donó su inscripción a la causa de la Fundación.

Ricardo Brisola, Coordinador del Certamen, comentó que esta alianza con la Fundación Dulzura para El Alma surge para vincular el valor de la solidaridad desde la práctica del básquetbol. “A través de la práctica del básquetbol queremos generar un vínculo educativo valórico, y que nuestros niños sepan que hay una causa, y que hay muchos niños que los necesitan”, mencionó.  

Dalia Rezepka, socia fundadora de la Fundación, indicó que el sentido de esta nueva donación “es apoyar la mejora hospitalaria y también que los padres estén en un lugar más cómodo. Nosotros valoramos el cariño de esta unidad y estamos para mejorar la estadía de los padres y los niños”, dijo.

El Dr. Waldo Osorio, jefe de la Unidad Neonatal, mencionó que el valor de la donación no sólo está relacionado con lo material. “Aquí hay familias que vieron alterado el evento social del parto. Los padres que llegan acá entran en otra realidad, y les queremos agradecer porque con sus aportes diversos, nos ayudan a dar un mejor servicio y a humanizar, y a empatizar con ellos”, refirió. En esa misma línea, el Subdirector Médico Dr. Michel Royer agradeció a la Fundación “porque podemos contar con ustedes,  y sabemos que siempre están tratando de ayudar a quienes más lo necesitan”.